Cada día escuchamos en conversaciones con familiares o amigos como hablan de Netflix o a HBO pero Filmin no se menciona

Marcos Gracia

En el año 2007 se creó una plataforma de contenido streaming que se ha convertido en la favorita de los eruditos del cine. Se trata de Filmin, un servicio similar al de Netflix o HBO pero con un contenido más llamativo.

Esta está dirigida a un público específico. Mientras que en Nétflix encontramos películas más ¨hollywoodienses¨, aquí encontraremos clásicos para los enamorados del cine o, claramente, para los ilustrados de un género en particular.

Podemos encontrar clásicos como Primera Plana de Billy Wilder, El acorazado Potemkin de Eisenstein o La noche de los muertos vivientes de George A. Romero. Evidentemente, encontraremos grandes producciones de Hollywoodland como Spotlight o The Artist, pero podremos ver una gran cantidad de películas de culto que pocas veces recordamos.

Además, se centra en el cine de autor o cine independiente por lo que da un juego diferente a las demás. Con su especialización podemos convertirnos en ese amigo ¨pureta¨ que prefiere la película tailandesa de cine de autor del siglo XX que no conoce nadie a la última de Fast&Furious.

Encontramos grandes películas en el catálogo de Filimin como Anatomía de un asesinato de Otto Preminger, Senderos de gloria de Stanley Kubrick o The dreamers de Bernardo Bertolucci. Es decir, encontraremos una grandísima variedad de contenidos y la plataforma lo estructurará en un principio por géneros, encontrando desde biopics a cortometrajes pasando por documentales, musicales o los géneros más típicos. Sin embargo, creará listas de contenidos- denominadas colecciones centrándose en películas que tienen algo en común. Por ejemplo, crea la colección de Sony Pictures donde encontramos títulos como Gattaca, Karate Kid, El coleccionista o Annie. También habrá colecciones como la de Oscar a mejor película, Euroterrorismo o Nouvelle Vague. Todas con una mezcla curiosa y atractiva.

Aunque también tiene su parte mala. La disposición de las películas no es tan llamativa como la de Netflix aunque sí mucho más que la de HBO. Sin embargo, lo malo es que no todas las películas son accesibles. Habrá algunas películas que serán de alquiler y que, si deseas verlas, deberán pagar para ver aquella película. Algo similar a Movistar +.

Por tanto, es una plataforma de la que deberías disfrutar. Por 7´99 € al mes disfrutarás de todo esto y muchos más. Encontrarás locos cortometrajes, películas y series muy interesantes.