Mireya Santiago | Foto: Concha de la Rosa

“Cuando llevas tiempo sin ir al gimnasio, da mucho palo volver. Una vez los consigues, te aturden las agujetas y te sientes tentada de dejarlo. Con el feminismo puede que te ocurra lo mismo, sentirás la tentación de dejarlo varias veces, puede que llegues a pensar “con lo tranquila (o tranquilo) que estaba yo, no necesito la ansiedad de esta perspectiva feminista”. No desfallezcas, hay luz al final del túnel”.

Así presenta el libro Leticia Dolera, actriz, directora y ahora escritora que siempre ha intentado llevar la lucha feminista por bandera. Con Morder la Manzana (la lucha será feminista o no será) se corona en la defensa de los derechos de las mujeres.

El libro se publicaba en febrero de este mismo año, bajo la editorial Planeta. La historia comienza en un bar donde están reunidas sus amigas y ella; así, las páginas mezclan historia del feminismo y vivencias personales que hacen mucho más amena e interesante la lectura. Leticia trata temas tan importantes como el acoso sexual en el cine, la sororidad o incluso la libertad sexual.

leticia dolera mordiendo una manzana

Leticia siempre ha tratado de llevar la lucha contra el sistema patriarcal y todas aquellas personas que lo perpetúan al ámbito en el que ella mejor se mueve, el cine. El relato cultural ha tratado a la mujer como secundaria y sigue haciéndolo a día de hoy. Un ejemplo de ello es la película de la que ella es directora y actriz, Requisitos para ser una persona normal, donde dota a las mujeres con papeles e historias relevantes sin caer en los estereotipos del patriarcado.

“Todas hemos pasado por sensaciones parecidas de miedo o discriminación. Compartirlas nos hace más fuertes y nos ayuda a sentir que no estamos solas y que no estamos locas”, Leticia Dolera.

A lo largo del libro, la actriz nombre a mujeres importantes en las eras del feminismo como Simone de Beauvoir, Virginia Woolf o Clara Campoamor. Las clases de historia que todas hubiéramos deseado en el instituto.

“Cuando una mujer habla con otra mujer, empieza todo”. – Mireia Bofill