Las canciones de Raffaella Carrá llegan a la gran pantalla en “Explota Explota”: un musical divertido pero cargado de clichés.

Fernando Diego

Todos hemos bailado o cantado alguna vez las canciones de Raffaella Carrá. Son de esas canciones que hacen querer moverte y disfrutar con tus amigos y familia, recordándote tiempos mejores o simplemente alegrándote un rato. Por eso tiene sentido que, despues de más de medio siglo de trayectoria musical, se le haya rendido homenaje con un musical como ya se hizo con Abba. Aunque hay un problema: si quieres rendir homenaje a una figura tan grande del mundo de la música tienes que hacer una obra a su altura, y eso es muy difícil. Pero Nacho Álvarez lo ha conseguido. Aquí tienes el trailer de Explota Explota.

Gran elenco + Excelentes actuaciones musicales = la mezcla perfecta

Uno de los grandes puntos positivos de la película son sus actuaciones musicales. Estás, todas versiones de Raffaella Carrá por supuesto, están perfectamente ejecutadas e integradas en la trama, usando elementos como personajes u objetos como iniciadores y objeto principal de la canción. Todo ello interpretado perfectamente por un elenco estelar formado por Ingrid García-Jonsson, Verónica Echegui, Fernando Tejero, Pedro Casablanc y Natalia Millán (entre otros). Los cuales hacen la historia bastante creíble y viven las canciones en cada actuación.

La fina línea entre crítica y alabanza o cómo caer en clichés con facilidad

Aunque la película hace honor a la gran Raffaella Carrá y tiene unas actuaciones y números musicales increíbles también tiene sus puntos negativos, como todas las obras. Uno de los puntos negativos principales de esta película es el repetitivo uso de clichés, los cuales hacen que la trama sea bastante previsible y fácil. Además estos clichés plantean la duda de si están puestos ahí como crítica de la época y homenaje a las películas musicales románticas de los 70 o si son el producto de una escritura rápida y perezosa. Lo cual sería bastante extraño teniendo en cuenta la calidad de los demás elementos. Es decir, es imposible saber si es previsible a posta como homenaje o si es otra obra con clichés más.

Los clichés mencionados abarcan desde la manera en la que se conocen los protagonistas, pasando por el personaje de Echegui hasta el final de la película, el cual más típico no puede ser. Pero, como ya mencioné anteriormente, esto no tiene porqué ser malo. Tal como son planteados la mayoría de estos clichés parecen puestos adrede para dejar ver lo que son y homenajear a las comedias románticas. Llegando a mencionar en la escena final que lo que estaban haciendo era como “lo que hacen en las películas”.

Entretenimiento para olvidarse un rato del 2020

En definitiva, Explota Explota es una película entretenida con grandes actuaciones y canciones que promete hacer pasar un buen rato al espectador, haciéndole cantar y bailar en cada número. Pese al repetido uso de clichés es una película bastante completa con la que abstraerse de los problemas que hemos ido viviendo durante este año por unos minutos.